POLÍTICA NACIONAL: SANCHEZ FOR PRESIDENT.

Está siendo muy comentado el acto del  domingo 21/06/2015 en el cual Pedro Sánchez P.S. fue proclamado candidato socialista a la Presidencia del Gobierno; en dicho acto P.S. aparece junto a una bandera española de grandes dimensiones que cubría  de lado a lado el escenario.

La sorpresa invadió al auditorio  del teatro Price de Madrid, con algo más de dos mil personas, al ver que se proyectaba en la pantalla del escenario nuestra bandera pues no hay costumbre de una exhibición de este calibre desde que José María Aznar elevó en medio de la Plaza de Colón de Madrid un mástil de 50 m. en el que ondea a diario la bandera constitucional de España.

En la imagen se aprecia la increible longitud de la bandera española de la Plaza de Colón

Solamente en un país tan “raro” como el nuestro este acontecimiento es digno de señalar por su rareza, pues los partidos de la izquierda y no digamos los nacionalistas eran, no ya reacios, sino radicalmente contrarios  a exhibirla, por el  absurdo recuerdo de que la rojigualda era una bandera “franquista”.

Precisamente están recientes muchos incidentes, vergonzosos,  en los que la bandera y/o el himno nacional son vejados por multitudes vociferantes o soplantes (de pitos, se entiende).

El ya candidato oficial, P.S. ha protagonizado, poniendo en escena un brillante espectáculo preparado y medido al detalle cuyo guión, indudablemente,  lleva el sello de alguna buena agencia norteamericana especialista en marketing político.

Sanchez, vestía correctamente con traje azul y  corbata roja, su “ “encantadora esposa”, bien presentada, y vistiendo correcta pero elegantemente, un traje rojo,como debe ser, besaba tiernamente a su marido.

Creo que se debería analizar cuidadosamente este acto, inicio de una gran campaña de venta de imagen que podría tener mucho mas éxito del que algunos sospechan.

Quiero recordar aquí el caso de Richard  NIXON, que después de perder las elecciones frente a JFK, por la mínima, su imagen fue transformada meticulosamente mediante toda una estrategia de marketing que relata muy bien el libro: “Cómo se vende un presidente” (Joe Mcginniss, Ed. Península, 1970).

Resultado: Dick Nixon, “dirty Nick”, un tipo feo y mal encarado y con una pésima fama de honradez (“el tipo al que nunca le comprarías su coche”) gana brillantemente las elecciones a Lyndon B. Johnson y es proclamado 37º Presidente de los Estados Unidos.

Pero no solo ha sido una escenografía bien calculada y representada por el candidato; también lo ha sido su discurso, centrista y moderado, anunciando su propósito de liderar “un cambio valiente, que una, con valores socialdemócratas” y en el que “se reconozcan todos los españoles”; “lideraremos el buen gobierno desde la moderación con alternativas valientes y constructivas”,…..,por ello, sin duda,  citó al socialista moderado Fernando de los Ríos cuando, en los años 30, decía que la única revolución que faltaba por hacer en España era la del respeto….

Todo ello muy lejos de la actuación real del candidato después de su fracaso en las elecciones municipales y autonómicas del 24 Mayo, ganadas en general por el PP, pero aprovechadas por el PSOE, en colaboración y apoyado por los extremistas de Podemos para conseguir mediante su voto muchos gobiernos municipales y autonómicos que las urnas no le dieron. Ello ha producido una gran  tensión entre los socialistas  mas moderados que temen la desaparición del socialismo esapañol fagocitado por Podemos.

Hasta las elecciones generales de noviembre, Pedro Sánchez, los alcaldes y los presidentes autonómicos socialistas quieren ofrecer una imagen de centrismo y moderación de acuerdo con la estrategia de una habilidosa técnica de marketing político que a estas alturas de la película no es probable que engañe a muchos.

La verdadera estrategia del PSOE, como ha demostrado recientemente e incluso ellos mismos no dejan de repetir es cercar al PP mediante un cinturón sanitario para el que “vale todo”.

Esto lo acaba de decir Rajoy en el Senado cuando ha incidido en la escasa credibilidad de los socialistas cuando, con su secretario general al frente, aseguraron un día sí y otro también(como hicieron en la campaña electoral), que nunca pactarían con los populistas de Podemos. “Ahora no pueden pretender que se les tome en serio. Es imposible”, ha dicho.   

Finalmente, y a la vista de lo anteriormente expuesto, por mi parte, recomendaría humildemente a  los sesudos analistas del PP  tres cosas:

1.- Que no menosprecien el acto en cuestión; que lo analicen hasta en sus mas nimios detalles y obtengan del mismo las conclusiones pertinentes.

2.- Que busquen y contraten su campaña con la mejor agencia de publicidad, americana (of course), y se dejen de “aprendices de brujos” y /o magos con bola de cristal.

3.- Que modifiquen radicalmente su estrategia de comunicación contando sobre todo con mucho mas apoyo en todas las televisiones y comiencen a vender la imagen de su presidente MRB de forma profesional, porque si no, lo tienen crudo.

F.J. de C.

Madrid, 24 de junio de 2.015

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s