Crónica negra: La matanza de Puerto Hurraco (Badajoz).

Antonio y Emilio Izquierdo detenidos por la Guardia Civil

Han pasado veinticinco años desde ese 26 de agosto de 1990, fecha en la que los hermanos Antonio y Emilio Izquierdo, de 53 y 58 años respectivamente, se dirigieron a la plaza principal de Puerto Hurraco (Badajoz) y abrieron fuego sobre todos los vecinos del pueblo apellidados Cabanillas con los que se cruzaron. Un acto de venganza contra la familia que consideraban culpables del incendio de una casa de su propiedad, en el que murió la madre de los hermanos Izquierdo.

Ver el video de YouTube :

En la década de 1980, los Izquierdo tuvieron constantes rencillas con la familia Cabanillas sobre los límites de sus tierras en Puerto Hurraco. Tras ellas, Jerónimo Izquierdo, el mayor de los hermanos, apuñaló hasta la muerte a Amadeo Cabanillas. Tras cumplir condena, Jerónimo regresó a Puerto Hurraco para vengar la muerte de su madre, muerta en un incendio, y apuñalar a Antonio Cabanillas (hermano de Amadeo). Jerónimo ingresó en el psiquiátrico el 8 de agosto de 1986, muriendo nueve días después. Antonio consiguió sobrevivir protagonizando con su otro hermano Emilio, el luctuoso suceso que comentamos.

Tras descargar sus cartuchos contra los Cabanillas, los dos asesinos abrieron fuego contra aquellos transeúntes que no tuvieron tiempo de esconderse, e incluso llegaron a disparar contra una unidad de la Guardia Civil, que acudió de la casa cuartel de Monterrubio de la Serena. Los dos agentes de la Benemérita resultaron gravemente heridos en el interior de su vehículo, antes de poder dar el alto o tratar de defenderse con sus armas reglamentarias.

A continuación, los hermanos Izquierdo huyeron a la sierra, donde fueron perseguidos por la Guardia Civil durante nueve horas. Su salvaje ataque había dejado nueve muertos y en torno a una quincena de heridos de diversa gravedad.

En el juicio fueron condenados a 684 años de cárcel.

Al principio se involucró a las hermanas Izquierdo,  Ángela y Luciana como posibles inductoras del crimen, pero dos años después fueron exculpadas, al no encontrar el juez pruebas que demostrasen su implicación directa en aquellos dramáticos hechos, y fueron ingresadas en el hospital psiquiátrico de Mérida.

El 1 de febrero del 2005 murió en esta institución mental Luciana Izquierdo, considerada la verdadera inductora de los crímenes de Puerto Hurraco. Ángela falleció solamente diez meses después que su hermana Luciana.

El día 13 de diciembre de 2006 uno de los hermanos Izquierdo, Emilio, murió en la cárcel a los 74 años de edad; Emilio, que padecía problemas de corazón, falleció por causas naturales y fue hallado sin vida en su celda por un funcionario. En el entierro, cuando acudió su hermano Antonio, este dijo delante de su tumba: “Hermano, te vas con la satisfacción de que tu madre ha sido vengada”.

El 25 de abril del año 2010, se ahorcaba el último superviviente de los hermanos Izquierdo, Antonio Izquierdo, que protagonizó uno de los episodios más negros en la Historia de España; los funcionarios de la cárcel encontraron su cadáver mientras hacían una ronda rutinaria alrededor de las 02.00 horas de la madrugada.

Luciana y Angela Izquierdo.

Carlos Saura realizó en 2.004 una buena película, “El séptimo día”, inspirada en este atroz caso.

F.J.de C.

Madrid, 27 de Agosto de 2.015

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s